Qué es la fascia de Buck y por qué es imprescindible para la erección

fascia de buck
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Muchas veces nos llegan pacientes cuyo motivo de consulta son lesiones en el pene que originan curvaturas, durezas, desviaciones del pene y compromiso en la potencia y duración de las erecciones. Al analizar profundamente desde el punto de vista clínico y ecográfico apreciamos rotura, fractura o destrucción de un segmento de una pequeña tela de tejido profundo, también llamada fascia de Buck, que explica todo lo descrito líneas arriba. Descubre una de las partes de un pene más desconocidas.

¿Qué es la fascia de Buck? Así interviene en el proceso de la erección

Una fascia es un tejido de sostén, formada por tejido conectivo, generalmente de muy fino espesor y muy resistente. La Fascia de Buck es entonces, una tela de tejido conectivo muy delgado que envuelve a los cuerpos cavernosos y esponjosos del pene, situada encima de la túnica albugínea, brindando firmeza, elasticidad y protección a estas estructuras nobles del pene, de las cuales depende la erección (y de cuyo grosor depende la denominación penes de sangre o de carne).

Para que las erecciones sean efectivas en potencia y duración, el volumen de sangre que entra al cuerpo cavernoso del pene proveniente de las arterias pudendas y dorsales del pene deberá inundar a los cuerpos cavernosos (lagos sanguíneos). Aquí la fascia de Buck es imprescindible para exista un buen proceso de la erección; brindando elasticidad y firmeza al miembro viril.

Lesiones en la fascia profunda del pene: así se producen

Esta fascia del pene adquiere protagonismo cuando se lesiona, generalmente por un traumatismo durante la actividad sexual -por ejemplo una fractura peneana-, pudiendo este traumatismo pasar inadvertido (en la mayoría de las ocasiones) o ser dramático, llevando al paciente a urgencias y a sala de operaciones por una rotura de cuerpo cavernoso y fascia de Buck. Cuando no hay lesiones de estos tejidos, no le brindamos la tremenda importancia que tiene para la función eréctil.

Los traumatismos a nivel de la Fascia de Buck también pueden suceder con la masturbación, el uso de bombas de vacío para forzar erecciones, cirugías que buscan el engrosamiento del pene y algunas otras prácticas, que felizmente, son menos frecuentes.

Como resumen podemos decir que esta fascia profunda del pene es un tejido conectivo muy delgado, noble, elástico, que brinda soporte a los cuerpos cavernosos y esponjoso, consiguiendo así que la erección sea firme y permita la penetración sin contratiempos. De su integridad (entre otros aspectos) depende la salud sexual del varón.

Antes de realizar prácticas sexuales o mastrubatorias que exijan que el pene sea forzado a variar su anatomía normal durante la erección, debemos pensar que los tejidos internos del pene, entre ellos, la Fascia de Buck, son extremadamente nobles, delicados y que requieren una armonía e integridad para una vida sexual saludable. Para cualquier duda o problema sobre tu vida sexual, ¡consúltanos!

Deja un comentario