¿Qué es y cómo se cura la gangrena de Fournier?

gangrena de fournier
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

¿Qué es la gangrena de Fournier? Es una fascitis necrosante, una rara enfermedad infecciosa pero muy peligrosa, que puede aparecer tanto en hombres como mujeres. La enfermedad de Fournier es bastante rara y muy poco común: suele darse en un paciente de entre 100.000 personas. Pese a ello se trata de una enfermedad potencialmente letal, especialmente si no se aborda desde un principio.

¿Qué es la gangrena de Fournier y qué causa esta fascitis necrosante?

¿Qué es la gangrena de Fournier? Esta fascitis necrosante se inicia por una infección bacteriana en la región perineal, en los genitales o en la zona del bajo abdomen. Es más común entre los hombres que las mujeres, especialmente en hombres de avanzada edad, y tiene una mayor incidencia y evolución en aquellos que padecen de alcoholismo crónico, de diabetes mellitus, VIH, vasculitis, sífilis o algún tipo de cáncer, etc., en general problemas o enfermedades que afectan al sistema cardiovascular.

La infección bacteriana, con presencia de gérmenes aerobios y anaerobios, se destaca por tener un rápido inicio y una progresión igualmente rápida, que debilita notablemente nuestro sistema inmunológico y causa una trombosis vascular de los vasos sanguíneos subcutáneos.

Síntomas de la gangrena de Fournier: dolor, fiebre y tejido magullado

Los primeros síntomas de la gangrena de Fournier son un dolor agudo en la zona perineal o del bajo vientre, hinchazón y enrojecimiento, fiebre, micción dolorosa, secreción de pus con mal olor y la aparición de tejido que parece magullado o enrojecido y que esta necrótico (tejido muerto). Su evolución es muy rápida, por lo que la aparición de estos síntomas debe tratarse como una urgencia médica. Para diagnosticar la gangrena de Fournier pueden utilizarse varios procedimientos, como realizar una proctoscopia, una uretrografía retrógrada o también el uso de ultrasonidos. Una vez diagnosticada la gangrena debe empezarse inmediatamente con el tratamiento.

Tratamiento para la enfermedad de Fournier

El tratamiento a realizar se basa en 3 aspectos fundamentales:

  • Primero se persigue estabilizar metabólicamente al paciente para que la infección no siga debilitando el sistema inmunológico y siga extendiéndose.
  • Luego se realiza una terapia antibacteriana de amplio espectro para eliminar la infección, con antibióticos como la cefalosporina, amoxacilina o la clindamicina.
  • Por último se realiza una intervención quirúrgica de desbridamiento para eliminar todo el tejido muerto que ha sido destruido por la necrosis.

Tras el desbridamiento muchos pacientes requieren de varias intervenciones posteriores para realizar injertos de piel y reconstruir aquellas zonas que fueron afectadas por la necrosis.

La gangrena de Fournier se expande muy rápidamente, por lo que es de imperiosa necesidad comenzar con el tratamiento cuanto antes, puesto que su índice de mortalidad es muy elevado. Cuanto antes sea tratado mayores posibilidades habrá de frenar su expansión y menos tejido será necrosado.

Deja un comentario