Herpes genital

Herpes Genital

  El denominado como Herpes Simple, es una infección vírica que se caracteriza por la aparición de lesiones en la piel.

El herpes está cherpes-simplex-virus-treatmentausado por el virus herpes simplex, del cual se catalogan dos tipos, el virus tipo 1 (VHS-1), que afecta a la parte superior del cuerpo, y el virus tipo 2 (VHS-2) que afecta a la parte inferior del cuerpo y muy frecuentemente a la zona genital, de ahí que se le denomine generalmente herpes genital. Aunque el VHS-1 también puede afectar a los genitales, esto no es muy común. De igual manera, el VHS-2 puede afectar a otras partes del cuerpo, especialmente la boca, por haber practicado sexo oral.

  El herpes genital se trasmite fácilmente a través de las relaciones sexuales de cualquier tipo, vaginal, anal u oral, con alguien que tenga el brote de herpes.  Uno de los mayores peligros del herpes genital, es que al no presentar síntomas visibles, se puede tener herpes genital y no saberlo, lo cual aumenta el riesgo de contagiarlo. De igual manera, el herpes se disemina de manera muy fácil, por lo tanto, con el contacto a través de un retrete o cualquier otro objeto puede provocar una infección por herpes.

Síntomas del herpes genital

  En algunos casos los síntomas del herpes no se producen. Aunque lo normal es que estos aparezcan unos pocos días después de la infección, siendo muy intensos en el primer brote:

  • Malestar general.
  • Fiebre.
  • Micción dolorosa.
  • Dolores musculares.
  • Aparición de pequeñas ampollas dolorosas en la vagina, el útero, alrededor del ano, el pene, la zona escrotal, etc.

Tratamiento 

  El herpes puede ser diherpes-simplex_1agnosticado mediante un simple examen visual por parte del médico si se trata de un brote típico, mediante el análisis y cultivo del líquido de las ampollas, y también mediante cultivos de sangre.

  El herpes genital no se puede llegar a curar del todo. No existe un tratamiento que elimine el virus de nuestro organismo por completo una vez estamos infectados, manteniéndose en un estado inactivo pero pudiendo volver a brotar. Los medicamentos antivirales se utilizan para aliviar el dolor, pues ayudan a que las ampollas y ulceras se curen más rápidamente. Es conveniente que comience a tomarlo en cuanto note los primeros síntomas. Cuando surja el brote, es recomendable mantener la zona de la infección limpia, procurar no tocársela, y si lo hace lavar y desinfectar las manos tras el contacto, y sobre todo evitar el contacto sexual hasta que las ampollas y ulceras se curen completamente.

 
Más información puede llamar al telf. 91 328 0603 o simplemente rellenando el formulario y nos pondremos en contacto con Ud.

 ¿Te Ha Gustado el Post?   ¡No te pierdas los siguientes! Suscríbete GRATIS y recibe nuestros siguientes posts. Te aseguramos  contenido de Alto Valor y Calidad.