Incontinencia urinaria

Incontinencia Urinaria

 La incontinencia urinaria es la perdida del control que ejercemos sobre la vejiga, lo cual hace que se produzcan perdidas de orina involuntarias.

Problemas de incontinencia urinaria

Generalmente estas perdidas de orina se producen cuando la persona afectada realiza algún esfuerzo físico, como alguna especie de actividad deportiva, pero también puede ocurrir simplemente al reír o al estornudar. En otros casos la incontinencia urinaria puede estar relacionada con infecciones.

 Se trata de un problema grave, ya que especialmente a nivel psicológico puede tener graves consecuencias, puesto que puede influir en el normal desarrollo de la vida cotidiana de la persona.

 La incontinencia urinaria puede producirse a cualquier edad y en ambos sexos, aunque afecta especialmente a las mujeres. Existen una serie de factores de riesgo que hacen más proclive a que una persona sufra de incontinencia urinaria, como por ejemplo, ser mujer, tener bronquitis o asma crónica, la obesidad, estar embarazada, el consumo de tabaco y la edad avanzada.

Tipos de incontinencia urinaria

Existen varios tipos de pérdida de orina o incontinencia urinaria:

  • Incontinencia urinaria por esfuerzo: es una de las más comunes. Es la perdida de orina que se produce al realizar algún esfuerzo físico, como ejercicio, al reír, toser o estornudar. El esfuerzo físico provoca una presión del abdomen sobre la vejiga, pero dicha presión no es transmitida a la uretra, al estar los músculos del esfínter debilitados, por lo que se produce el paso de orina.
  • Incontinencia urinaria de urgencia: otra de las más comunes. Se siente la necesidad imperiosa de orinar. Esto se debe a la inflamación del epitelio de la vejiga, lo cual puede estar causado por una infección.

 Otros tipos menos comunes son la incontinencia psicógena, la cual es poco frecuente y esta asociada a estímulos externos; incontinencia mixta, causada por una hiperactividad del músculo detrusor y por un debilitamiento de los esfínteres; o la incontinencia urinaria por rebosamiento, en la cual la vejiga se encuentra rebosada de orina pero esta no puede ser vaciada.

Tratamiento de problemas de incontinencia

 El tratamiento a elegir dependerá de cual sea el grado de gravedad de la incontinencia y la causa que lo origine. Los tratamientos pueden ir desde el consumo de medicamentos, como los anticolinérgicos o los antimuscarínicos; hasta el tratamiento quirúrgico en algunos casos.

 Uno de los tratamientos más recomendados es el fortalecimiento de los músculos pélvicos a través de los ejercicios de Kegel, que ayudan a fortalecer los músculos del esfínter a permitir un mayor control de nuestros músculos pélvicos.

 También es posible que su medico le recomiende una serie de cambios de compartimiento en su vida cotidiana, como dejar el tabaco en el caso de que sea fumador, evitar el consumo de bebidas con cafeína o alcohol, y evitar alimentos picantes.

 Para más información puede llamar al telf. 91 328 0603 o simplemente rellenando el formulario y nos pondremos en contacto con Ud.

 ¿Te Ha Gustado el Post?   ¡No te pierdas los siguientes! Suscríbete GRATIS y recibe nuestros siguientes posts. Te aseguramos  contenido de Alto Valor y Calidad.